OPTOMETRÍA Contactología

Las lentillas pueden ser la solución a determinadas condiciones donde las gafas no consiguen proporcionar una buena visión o en determinadas situaciones donde las gafas pueden llegar a ser incómodas como por ejemplo para hacer deporte.  También permiten ver el mundo de una manera más natural corrigiendo la miopía, hipermetropía, astigmatismo y vista cansada.

Existe una amplia gama, desde las lentillas diarias (un solo uso) hasta los tratamientos de orto-k que permiten tener una buena visión sin necesidad de utilizar gafas o lentillas durante el día. La elección del tipo más adecuado dependerá de cada caso particular.

  • Para determinar qué tipo de lentilla es la idónea es necesaria una evaluación completa de la visión y la salud ocular. Este estudio optométrico incluye:
  • Tomar medidas de los parámetros corneales : topografía (radio, diámetro, excentricidad)
  • Graduación completa
  • Exploración de la parte anterior del ojo (biomicroscopia), para descartar cualquier anomalía ocular que pueda condicionar el uso de las lentillas
  • Valoración de la cantidad y calidad de la lágrima, factor que puede determinar qué tipo de lentilla es lo más adecuado por el paciente.

 

Una vez se ha decidido cuál es la lentilla más adecuada, se tiene que tener en cuenta que será necesario un proceso de adaptación por parte del usuario donde la comodidad es un factor importante, pero no el único. La integridad ocular, y especialmente corneal, jugará un papel clave en el éxito de la adaptación, y factores como la demanda visual o las condiciones ambientales y laborales también serán importantes para la selección final de la lente.

Otro aspecto muy importante en una adaptación de lentillas es la elección de la solución de limpieza o mantenimiento. No todos los productos de mantenimiento funcionan igual, y se tendrá que seleccionar el más idóneo para cada tipo de lente y perfil de usuario.

contactologia web

Opiniones de nuestros clientes

4,9 -
(77 opiniones)


Ver más opiniones